¿Quién inventó el Violín?

El violín es uno de los instrumentos musicales más apreciados. Los sonidos que puede generar en las manos de un maestro son realmente inspiradores, y muchos estudiantes de violín se preguntan quién es el responsable de haber inventado un instrumento tan maravillosamente expresivo.

Aunque los orígenes exactos del primer violín no están claros, los expertos están de acuerdo en las raíces que rodearon la concepción del violín y en los primeros violinistas famosos que ayudaron a inspirar el trabajo de los primeros lutieres.

Influencias antiguas

Casi todas las culturas antiguas tienen sus propios instrumentos diseñados de manera única para generar música para ceremonias, rituales, encuentros o simplemente para entretenimiento personal. De hecho, una de las culturas más antiguas, la de los antiguos hebreos, tiene textos registrados que describen el uso de instrumentos de cuerda durante los rezos muchos siglos antes de la era común. Por lo tanto, crear sonidos a partir de un instrumento de cuerda no es, y nunca ha sido, una invención moderna.

Con los siglos, estos antiguos instrumentos ayudaron a influir en creaciones posteriores. La teoría prevalente, aunque aún está abierta al debate, es que la familia de instrumentos del violín se inspiró originalmente en el rabab, un instrumento árabe con dos cuerdas de seda. Las cuerdas se afinaban por quintas usando clavijas situadas a lo largo del lateral del cuerpo (que parecía un cacillo), y tenía un cuello muy largo. Los músicos usaban un arco con cuerdas impregnadas de resina para tocarlo mientras lo sostenían en el regazo. Sin embargo, no fue hasta mediados del siglo XI cuando la influencia de esos instrumentos de cuerda se dejaría sentir en Europa.

En esa época, y posiblemente como resultado de las influencias de las Cruzadas, apareció en España un instrumento muy parecido al rabab, al que se llamó “rebec”. Las diferencias principales consistían en que, al contrario que su predecesor, este instrumento estaba hecho de madera y tenía tres cuerdas en vez de dos. El otro gran cambio es que los músicos lo tocaban colocándolo en el hombro.

Los cambios continuaron, y en el siglo XIII apareció en Francia un nuevo instrumento: la viola de arco (o vielle en francés). Tenía un diseño de cinco cuerdas, y una forma (más parecida a la de los instrumentos modernos de la familia del violín) con escotaduras para aumentar la flexibilidad. Sin embargo, en el siglo XV hizo su aparición la viola da gamba.

La viola da braccio (viola de brazo) y la viola da gamba (viola de pierna) fueron muy populares. Algunos violistas famosos fueron Marin Marais, que tocó en la corte de Versalles, y Carl F. Abel, que tocaba la viola da gamba. La viola da braccio tenía agujeros para el sonido en forma de “f” y estaba afinada en quintas, pero no tenía trastes. Fueron estos instrumentos los que llevaron a la creación de la ‘familia’ de instrumentos del violín moderno.

Aparece el violín

El criterio mayoritario es que el violín surgió en el norte de Italia a principios del siglo XVI. Se desconoce quién fue el inventor exacto y, de hecho, algunos expertos incluso ponen en cuestión este aspecto, ya que creen que los mejores violinistas tocaron otros violines en la última parte del siglo XIV. Sin embargo, la teoría prevalente acredita a Andrea Amati de Cremona la construcción del primer violín, en parte debido al hecho de que el violín más antiguo que existe actualmente fue construido por él, pero también porque hay escritos que registran la venta de 24 violines a Carlos IX.

El otro pretendiente a inventor del violín es Gasparo di Bertolotti (también conocido como Gasparo da Sàlo). Este artesano vivió en Brescia (1540-1609), y también creaba instrumentos. Sin embargo, el legado establecido por Amati está bien documentado y lleno de famosos violinistas.

Violín

Amati (1511-1577) hacía laúdes, violas y rabeles, y fundó una escuela en Cremona dedicada a la fabricación de violines. Luego, otros violinistas y lutieres famosos siguieron su tradición. Algunos de sus pupilos más conocidos fueron sus descendientes, incluyendo a Antonius y a Hieronymus Amati, que fueron conocidos como los “hermanos Amati”. Su nieto, Nicolo Amati, construiría algunos de los instrumentos de mayor calidad hechos por su familia.

Continuando la tradición

Nicolo tenía un aprendiz llamado Andrea Guarneri (1623-1698), quien a su vez enseñó a sus hijos el lucrativo negocio. Al nieto de Guarneri, Bartolomeo Giuseppe, se le reconoce ampliamente la creación de algunos de los instrumentos de mayor calidad que existen, después de Antonio Stradivari, que fue sin lugar a dudas el más famoso de los aprendices de Nicolo Amati.

Como puedes ver, la influencia de sólo unos pocos artesanos llevó a la creación y al desarrollo del violín que se ha tocado durante siglos. Así que, aunque puede que nunca sepamos quién inventó el primer violín, tenemos una idea bastante buena de cómo evolucionaron y de los artesanos clave que sobresalieron en la creación de esta obra de arte musical.

Déjanos tu comentario